El psicólogo en el seguro de salud

En la vida, hay muchas casuísticas que nos pueden llevar a necesitar la asistencia de un psicólogo. Un duelo inesperado, una ruptura o un trastorno alimentario, por ejemplo, nos harán acudir a un profesional para que nos aporte las herramientas necesarias para sortear los baches de la vida con nuestros propios medios. De esta forma, como no podemos prever lo que nos pasará en el futuro, muchas personas optan por contratar un seguro de salud privado con asistencia psicológica incluida. No obstante, antes de contratar una póliza, es fundamental comparar seguros de salud.

Qué especialidades se incluyen en el seguro

Aunque varía en función de la empresa aseguradora y la póliza contratada, las coberturas de atención psicológica incluyen, generalmente, tres tipos diferentes de servicios: psiquiatría, psicología y sesiones de terapia

El primero de ellos, el servicio de psiquiatría, funciona en muchas ocasiones como el paso previo para acceder a la consulta del psicólogo. Esta primera evaluación psiquiátrica tiene como objetivo ofrecer al paciente una recomendación precisa sobre el tipo de terapia psicológica que más le conviene. A veces, las sesiones de terapia son el único tratamiento que se propone, mientras que otras esta se combina con medicamentos o con otro tipo de asistencia psiquiátrica. 

Por su parte, el servicio de psicología seguirá, en un primer momento, las recomendaciones marcadas por el servicio de psiquiatría. No obstante, después de una primera sesión, el profesional decidirá el tipo de tratamiento que seguirá con cada paciente. 

En tercer lugar, las sesiones de terapia son uno de los tratamientos más comunes, aunque su duración y el método empleado variará en función de cada caso personal. En muchas ocasiones, se opta por la realización de una terapia individual, aunque también se puede realizar terapia de pareja, terapia familiar y terapia de grupo. 

La importancia de la atención psicológica

La salud mental ha sido la gran olvidada de los servicios médicos por mucho tiempo. No obstante, la atención psicológica puede resultar muy importante para una persona, probablemente mucho más de lo que se piensa. En cualquier caso, muchas veces, la atención psicológica continúa estando estigmatizada, ya que muchas personas todavía la siguen colocando como una cuestión menos importante que la salud física. No obstante, la salud psicológica es tan importante como la física

Por este motivo, teniendo en cuenta los elevados precios de la medicina privada y las carencias de la atención pública, puede ser recomendable contratar un seguro médico con atención psicológica para poder contar con el apoyo necesario a un precio asequible. Con todo, no todas las aseguradoras ofrecen los mismos servicios, por lo que antes de contratar una póliza, será fundamental prestar atención a las coberturas de asistencia psicológica que se ofrecen, así como sus condiciones y limitaciones. 

En algunos casos, los seguros de salud sin copago cubren únicamente un número limitado de sesiones de terapia que se sitúan alrededor de la veintena. En el caso de los seguros con copago, para acceder a un tratamiento psicológico generalmente hay que pagar una cuota por cada sesión de terapia. Aunque el precio varía en función de la compañía, normalmente este supone el 50% de su coste habitual.

Rafael Aragón Arróniz

Soy Rafael Aragón, psicólogo general sanitario y sexólogo colegiado. Me considero un profesional ecléctico, con muchas ganas de divulgar conocimientos que puedan ser útiles para cualquier persona que quiera mejorar su vida.
Ofrezco mis servicios en: https://psicologorafaelaragon.com También puedes leerme en mi web: https://ciberpsique.com

Advertisement

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.