Estadio psicosocial 3: Iniciativa versus Culpa

Última actualización:

La etapa de Iniciativa versus Culpa, según la teoría del desarrollo psicosocial de Erik Erikson, se desenvuelve entre los 3 y los 6 años de edad. Durante este estadio, los niños comienzan a forjar su sentido de autonomía e independencia. Quieren explorar el mundo que les rodea y tomar decisiones por sí mismos. Sin embargo, también son conscientes de las consecuencias de sus acciones y pueden experimentar sentimientos de culpa si creen que han hecho algo mal.

Si los niños superan exitosamente esta etapa, adquirirán seguridad y habilidades para la toma de decisiones independientes, sin embargo, si la crisis no se resuelve, podrían desarrollar sentimientos de culpa, duda e indecisión.

En este artículo, se analizará en profundidad la tercera etapa psicosocial, incluyendo sus características principales, su impacto evolutivo y proporcionando pautas para ayudar a los niños a recorrer esta etapa de manera efectiva.

Conflicto psicosocial del estadio Iniciativa versus Culpa

Durante este estadio, los niños se enfrentan al conflicto psicosocial de afirmar su propia independencia de la de sus cuidadores y al mismo tiempo ser capaces de actuar con responsabilidad.

Están aprendiendo a tomar la iniciativa en sus acciones y a explorar su entorno, pero también necesitan aprender a hacerlo dentro de los límites de lo convencional.

Si los niños superan esta etapa con éxito, adquieren un sentido de propósito y la capacidad de iniciar actividades e ideas, asimismo, desarrollan la confianza y la disposición para asumir riesgos.

La pregunta importante que hay que resolver durante la etapa de la Iniciativa versus Culpa es cómo afirmar la independencia y tomar la decisión de una forma socialmente aceptable (¿Tengo la capacidad para realizarlo o no?).  Los niños tienen que aprender a equilibrar su deseo de explorar y asumir riesgos con la necesidad de seguir las normas y respetar a los demás.

La importancia de la iniciativa

la Iniciativa se refiere a la capacidad del niño para actuar por sí mismo, sin ser guiado por una figura parental u otra figura de autoridad.

Los niños en esta etapa están aprendiendo a tomar la iniciativa en sus acciones y a explorar su entorno, pero también necesitan aprender a hacerlo dentro de los límites convencionales establecidos por la cultura.

La virtud básica que se desarrolla durante esta etapa es el propósito y dirección en la vida.  Los eventos importantes que ocurren durante esta etapa incluyen la exploración del entorno y el juego.

Iniciativa
Culpa
Exploración y curiosidad activaDuda y temor ante la iniciativa
Desarrollo de la confianza en sus habilidadesSentimientos de incompetencia
Toma de decisiones, creatividad y juego imaginativoRetraimiento, evitación de riesgos
Interacciones sociales, cooperación y comunicaciónReticencia para participar en actividades grupales
Aceptación de los errores y aprendizaje de ellosAutoacusación y dificultad para superar la culpa
Diferenciación entre el bien y el malTendencia a sentirse culpable sin razón aparente
Desarrollo de un sentido de propósito o direcciónAutocrítica y cuestionamiento constante
Cuadro comparativo entre las características de Iniciativa versus Culpa del estadio 3 según Erikson

La iniciativa se desarrolla a medida que los niños aprenden a actuar por sí mismos y a explorar su entorno. Se vuelven más seguros de sí mismos y confían en su capacidad para conseguir un sentido de propósito o dirección.

Los niños que tienen éxito en esta etapa aprenden a integrar su imaginación y sus acciones de forma cohesionada y no con un sentimiento de culpabilidad. Son ambiciosos y están deseosos de sumergirse en nuevas experiencias sin miedo a la crítica punitiva de las figuras de autoridad.

El juego es un factor importante en el fomento de la iniciativa, ya que facilita la construcción de un propósito definido, brinda a los niños la oportunidad de explorar su entorno, experimentar con nuevas ideas y aceptar desafíos.  Mediante el juego, pueden cultivar un sentido de motivación y aprender a responsabilizarse de sus actos.

Para fomentar la iniciativa durante esta etapa, es crucial que los cuidadores alienten y respalden los intentos de los niños en lugar de ser excesivamente críticos o correctivos, se sugiere facilitar la participación del niño en diferentes actividades, lo que contribuye al desarrollo de su sentido de responsabilidad y toma de decisiones.

Existen varios factores que pueden promover la iniciativa durante esta etapa. He aquí algunos ejemplos:

  1. El estímulo y el apoyo de padres o cuidadores: por medio de comentarios positivos ayuda al desarrollo de un sentido de decisión y asumir riesgos.
  2. Ofrecer oportunidades de exploración y experimentación: lo cual ayuda a desarrollar un sentido de propósito y dirección.
  3. Actividades de juego de rol: animarlos a participar en actividades de este tipo, puede ayudarles a desarrollar su imaginación y creatividad.
  4. Navegar por situaciones problemáticas: Padres o cuidadores pueden ayudar a los niños a aprender a desenvolverse en situaciones problemáticas, lo que genera un sentido de la responsabilidad y empuje.
  5. Fomentar relaciones positivas con los compañeros: las relacionespositivas con compañeros ayudan a consolidar la seguridad y confianza en si mismos.
  6. Establecer límites y fronteras saludables: Aunque es importante fomentar la exploración y la experimentación, también lo es establecer límites y normas.

Consecuencias de la Culpa

Los niños que no superan esta etapa pueden cultivar un sentimiento de culpa y creer que todos sus esfuerzos son erróneos, lo que resulta en una falta de confianza en sí mismos y miedo a asumir riesgos. Además, podrían enfrentar dificultades para encontrar un propósito claro y una dirección definida en sus vidas.

En la edad adulta, la incapacidad para superar la etapa de la Iniciativa versus Culpa puede generar dificultades para tomar decisiones, mantener una confianza sólida en sí mismos y establecer relaciones positivas con los demás. Esto se acompaña de sentimientos de vergüenza, ansiedad y depresión.

No obstante, es importante señalar que la teoría psicosocial de Erikson no es determinista y que las personas pueden seguir su evolución, creciendo a lo largo de su vida. Con el apoyo y la orientación adecuados, adultos que en su infancia tuvieron dificultades en este estadio pueden superar estos retos y forjar un fuerte sentido de iniciativa y propósito.

Como los padres pueden ayudar a superar la Culpa

hay varias maneras en que padres y cuidadores pueden ayudar a los niños a superar la Culpa:

  1. Elogiar sus esfuerzos y no sólo los éxitos, puede ayudarles a sentirse más seguros y motivados para intentar nuevos retos.
  2. Animarlos a asumir riesgos puede ayudarles a superar los sentimientos de culpa y a desarrollar un sentimiento de confianza en sus capacidades.
  3. Alentarlos a resolver problemas y encontrar soluciones a situaciones difíciles puede ayudarles a sentirse más seguros y capaces.
  4. Fomentar relaciones positivas con sus compañeros puede ayudarles a sentirse más apoyados y motivados para probar nuevas experiencias.
  5. Establecer expectativas y límites claros puede ayudarlos a sentirse más seguros y confiados en sus actos.  Los niños que no pueden explorar su curiosidad, o que reciben con frecuencia duras críticas y juicios de sus padres, pueden desarrollar un sentimiento de culpabilidad.

Como superar la Culpa en la adultez

En etapas posteriores superar la Culpa implica reprogramar la base inconsciente que se aprendió durante la infancia, esto puede hacerse mediante psicoterapia, autorreflexión y practicando la autocompasión, es importante identificar la fuente y trabajarla de forma sana y constructiva.

Esto puede implicar perdonarse a uno mismo, buscar el perdón de los demás y hacer las paces cuando sea posible. También es importante desarrollar un sentido de propósito y dirección en la vida, lo que puede ayudar a contrarrestar los sentimientos de culpa y vergüenza.

Si los adultos aún no han logrado superar el sentimiento de culpa de este estadio, hay varias maneras en que pueden trabajar para hacerlo:

  1. Acudir a psicoterapia puede ser una herramienta útil para los individuos que están luchando con sentimientos de culpa y vergüenza. Un psicoterapeuta puede ayudar a los individuos a identificar el origen de su sentimiento y a trabajarlo de una manera sana y constructiva.
  2. Practicar la autocompasión implica tratarse a uno mismo con amabilidad y comprensión, en lugar de juzgarse y criticarse. Esto puede implicar perdonarse a uno mismo por los errores del pasado y aceptarse como un individuo imperfecto, pero digno.
  3. La autorreflexión puede ayudar a las personas a identificar patrones de comportamiento que pueden estar contribuyendo a sus sentimientos de culpa. Al reflexionar sobre experiencias y comportamientos pasados, los individuos pueden llegar a comprender sus propias motivaciones y realizar cambios positivos en sus vidas.
  4. Enmendar implica asumir la responsabilidad de los errores del pasado y realizar las acciones adecuadas siempre que sea posible.  Esto puede implicar pedir disculpas a los demás, resarcirse y tomar medidas para evitar que se cometan errores similares en el futuro.
  5. Forjar un sentido de propósito y dirección en la vida puede ayudar a las personas a superar los sentimientos de culpabilidad y desarrollar un sentido positivo de sí mismas. Esto puede implicar el establecimiento de objetivos, la búsqueda de aficiones e intereses y la búsqueda de formas de contribuir al mundo que les rodea.

Superar los sentimientos de culpa requiere autoconciencia, autocompasión y la voluntad de trabajar las emociones difíciles. Con el apoyo y la orientación adecuados, es posible que los adultos superen estos retos y desarrollen un fuerte sentido de propósito y dirección en la vida.

Conclusiones

En síntesis, la etapa de Iniciativa versus Culpa juega un papel fundamental en el desarrollo psicosocial de los niños en edad preescolar. Durante este período, los niños inician su exploración del mundo circundante y comienzan a tomar decisiones por sí mismos. Un manejo exitoso de esta fase les otorga confianza y habilidades para la toma de decisiones autónomas. No obstante, un fracaso en resolverla puede conllevar a sentimientos de culpa, duda e indecisión.

Resulta crucial que padres, cuidadores y educadores proporcionen el apoyo y la guía necesarios para asistir a los niños en la superación de los desafíos de esta etapa, fomentando así el fortalecimiento de un sólido sentido de propósito y dirección en sus vidas.

Fuentes y recursos de información

Comprobamos el contenido y la veracidad del conocimiento presentado en este artículo a través de nuestro proceso editorial y de verificación de la información, para asegurarnos de que sea preciso y confiable.

  • Batra, S. (2013). The psychosocial development of children: Implications for education and society- Erik Erikson in context. Contemporary Education Dialogue, 10, 249–278.  DOI: 10.1177/0973184913485014
  • Erikson, E. H. (1963).  Infancia y sociedad. Paidós.
  • Erikson, E. H. (1968).  Identidad, juventud y crisis. Paidós.
  • Erikson, E. H. (1980).  El ciclo vital completado. Paidós.
  • Hurrell, K., Stack, M. (2020). Initiative Versus Guilt. In: Zeigler-Hill, V., Shackelford, T.K. (eds) Encyclopedia of Personality and Individual Differences. Springer, Cham. DOI: 10.1007/978-3-319-24612-3_597
  • Kendra, C. (2023). Initiative vs. Guilt: Psychosocial Stage 3.  Verywell Mind: https://www.verywellmind.com/initiative-versus-guilt-2795737
  • Mcleod, S. (2022). Erik Erikson’s Stages of Psychosocial Development. Simply Psychology: https://www.simplypsychology.org/erik-erikson.html  
  • Pittman, J.F., Keiley, M.K., Kerpelman, J., & Vaughn, B.E. (2011). Attachment, Identity, and Intimacy: Parallels Between Bowlby’s and Erikson’s ParadigmsJournal of Family Theory and Review, 3, 32-46.  DOI: 10.1111/J.1756-2589.2010.00079.X
Carlos Vergara Cano

Psicólogo y Administrador en Servicios de Salud graduado en la Universidad de Antioquia, con experiencia en intervención individual y grupal con niños, adultos y familias. Experiencia en investigación cuantitativa, evaluación, diagnóstico e intervención psicológica con niños, adultos y familias. Intervención grupal con niños, adolescentes y padres de familia, Planeación y formulación de Políticas Públicas en Salud

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.