El amor está en la mente no en el corazón

Última actualización:

Después de casi 400 años que William Shakespeare se preguntará “¿Que es el amor?”, los estudios con neuroimágenes están permitiendo a los científicos dar al menos una respuesta parcial al respecto.

En ocasión del 14 de febrero, día de la tradicional celebración del día de San Valentín en los países anglosajones, que se ha ido implantando en otros países a lo largo del siglo XX principalmente en la que las parejas de enamorados expresan su amor y cariño mutuamente.

En algunos países se conoce como día de los enamorados y en otros como el día del amor y la amistad.

La pasión asociada profundamente al corazón de hecho está más en la mente.  Un estudio reciente muestra que el amor es una emoción Compleja provocada por al menos 12 áreas específicas del cerebro, la Red del Amor.

El amor está en la mente no en el corazón

La Red del Amor

El lado lógico

La zona exterior del cerebro, la corteza cerebral está asociada con la conciencia, la percepción, el razonamiento y el juicio.  Esta área afecta la forma en que vemos como una pareja nos puede complementar, porque nos centramos en una sola persona sin tener en cuenta a todas los demás o cómo entendemos las intenciones del cónyuge.

La estación de relevo

El tálamo, una estructura neuronal que se origina en el diencéfalo, es la gran estación central, un centro de retrasmisión de impulsos es el corazón de la red neuronal del amor.

El lado emocional

En el interior del cerebro, un complejo conjunto de estructuras en y alrededor del sistema límbico es responsable de nuestras emociones.  Esta área placer-recompensa juega un papel importante en cómo nos sentimos, cómo expresamos lo que sentimos y en la formación de recuerdos tanto agradables y desagradables.  Esta zona se inunda con la sustancia química llamada dopamina cuando los momentos son maravillosos.  Si usted disfruta de una buena hamburguesa, culmina una carrera de 5 km o cuando regala una docena de hermosas rosas a su ser amado, la euforia generada en estas áreas de recompensa lo constriñen a repetir la conducta.

¿Qué investigan los científicos al respecto del amor?

Los neurocientíficos están estudiando el cerebro para tener una mejor comprensión de cómo la red neuronal del amor puede facilitar a los médicos, psicólogos y otros terapeutas, nuevos tratamientos para las personas que sufren de trastornos asociados con relaciones disfuncionales, adicción al amor, deprivación amorosa, amor no correspondido, rechazo o la soledad.

El amor apasionado

Algunas de las áreas que se iluminan cuando estás enamorado

¿Hay diferentes tipos de amor?

Sí, en la última década, los científicos han realizado estudios de neuro-imagen sobre el amor apasionado (entre seres queridos), amor fraterno (entre amigos), el amor materno y el amor incondicional (hacia el otro sin esperar nada a cambio).  Estos estudios muestran las regiones cerebrales que se activan por los diferentes tipos de amor. Para una persona que está locamente enamorado, por ejemplo, las áreas cerebrales asociadas con el placer, la recompensa, el deseo y la euforia se tornan muy activas.

La poción de amor de Cupido

Enamorarse perdidamente sucede en tres fases: Lujuria, Atracción y Apego Emocional.  Durante cada fase, diferentes sustancias químicas son liberados en el cerebro, las cuales pueden provocar lo mejor y lo peor en un amante: la obsesión, el anhelo, la ansiedad, la atención, la agresión. «El amor romántico es una de las sustancias más adictivas en la Tierra», según la antropóloga biológica Helen Fischer.

Este es tu cerebro, los neurotransmisores y sus efectos en tu comportamiento

FASE DE ATRACCIÓN: LOS NEUROTRASMISORES INUNDAN EL CEREBRO AL INICIO DE UNA NUEVA RELACIÓN Después de que la lujuria se calma, la testosterona, los estrógenos y el deseo sexual toman un respiro, la aventura amorosa se convierte en…  una relación monógama.  Diferentes neurotransmisores entran en acción.

La Dopamina ayuda a controlar el centro de placer cerebral y regula la forma en la cual respondemos emocionalmente.  La dopamina es la responsable de la sensación de euforia.

La Noradrenalina ayuda a controlar las emociones y el estrés.  Cuando se libera en la sangre de los amantes pueden ver estrellas, causa latidos acelerados y palmas sudorosas.

La Serotonina ayuda a regular la temperatura corporal, el estado de ánimo y el dolor.  Sus niveles son bajos al inicio de una relación, es por eso por lo que uno tal vez se obsesione con alguien o tenga una pérdida de apetito.

APEGO: A LARGO PLAYO, LOS NEUROTRASMISORES MANTIENEN LAS SENSACIONES VIGENTES

El estallido de sustancias químicas del amor tiende apagarse con el tiempo, pero dos hormonas liberadas por el sistema nervioso enlazan los corazones de las almas gemelas.

La Oxitocina, «la hormona del amor», está involucrada en el apego, el comportamiento sexual y la unión.  Sus niveles se elevan con los besos o abrazos, está la hormona juega un papel importante en las relaciones sexuales, el parto y la lactancia.

La Vasopresina, se cree que fomenta la fidelidad. Estudios con ratones de campo masculinos altamente promiscuos, reveló que cuando se les suministro una dosis de vasopresina extra, se tornaron en compañeros fieles.

el_amor_esta_en_la_mente_no_el_corazon

 

3 comentarios en «El amor está en la mente no en el corazón»

  1. Hay que ser flexibles cuando se aprende algo nuevo, (desde evidencias).
    El corazón es otro musculo del cuerpo, la idea de que de ahí nace el amor, viene de una metáfora en una novela literaria, desde entonces se utiliza el corazón como símbolo de amor.
    El cerebro le da ordenes a prácticamente todas las funciones de nuestro cuerpo (incluyendo al corazón) a través de procesos químicos y neuronales, por ello, se considera que la conciencia y la mente también vienen de allí.
    Desde pequeños se nos habla o escuchamos en algún lado ese tema del corazón y el amor, sin saber si quiera de donde viene, por ello creemos ciegamente en ello al ser educados con esa idea.
    La idea del amor y el corazón es algo muy bonito y romántico, que siempre llevaremos como bandera de amor por excelencia, por lo romántico. Pero no hay nada que pruebe que de allí nace el amor, o la conciencia.

    Responder
  2. El amor es lo que somos, está mas allá de la materia. ¿A quien se le ocurre decir que está en la mente?.
    Yo tengo un estado de animo diferente cada vez porque mi conciencia, osea mi corazón…lo dicta asi.
    Mi pregunta es ¿Habeis encontrado la conciencia en la mente?. ja.

    Responder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.