Etapa de las operaciones formales

El estadio de las operaciones formales es la última de las cuatro etapa de la teoría de Piaget del desarrollo cognitivo, comienza aproximadamente a partir de los doce años y abarca hasta la adultez.

Coincide con el inicio de la adolescencia y el inicio de la inserción en el mundo de la adultez.

A medida que los adolescentes entran en este periodo, adquieren la capacidad de pensar de manera abstracta manipulando ideas en su mente, sin depender de la manipulación concreta del objeto (Inhelder & Piaget, 1958).

Esto implica que él o ella pueden realizar cálculos matemáticos, pensar creativamente, usar el razonamiento abstracto, e imaginar el resultado de acciones particulares.

Un ejemplo acerca de la distinción entre la etapa operativa concreta y la formal es la respuesta a la pregunta “Si Ana es más alta que Luisa y Luisa es más alta que Carmen, ¿quién es la más alta?”

Este es un ejemplo sobre razonamiento inferencial, el cual es la capacidad de pensar sobre asuntos que el individuo no ha experimentado en la vida real y poder sacar conclusiones a partir de su pensamiento.

Un niño que necesite realizar un dibujo o emplear objetos se encuentra aún en la etapa operativa concreta, mientras que los niños que ya son capaces de inferir la respuesta en su mente están utilizando el pensamiento operacional formal.

Pensamiento Operacional Formal

Razonamiento Deductivo Hipotético

El razonamiento hipotético deductivo es la capacidad de pensar científicamente a través de la generación de predicciones, o hipótesis, sobre el mundo para responder preguntas.

El individuo abordará los problemas de una manera sistemática y organizada, más que a través del ensayo y error.

Pensamiento abstracto

Las operaciones concretas se llevan a cabo en objetos mientras que las operaciones formales se desarrollan a partir de ideas.

El individuo puede pensar en conceptos hipotéticos y abstractos sobre los cuales no necesariamente ha experimentado directamente. El pensamiento abstracto es importante para planificar el futuro.

¿Qué evidencia apoya el estadio de las operaciones formales según Piaget?

Piaget (1970) ideó varias pruebas para comprobar el pensamiento abstracto de la etapa de las operaciones formales, uno de los más simples y conocidos fue el “problema del tercer ojo”.

A los niños se les preguntó en que parte de su cuerpo pondrían un ojo extra, si pudieran tener un tercero, y por qué.

Según Schaffer (1988), cuando realizó dicha pregunta, los niños de 9 años aproximadamente, sugirieron que el tercer ojo debería estar en la frente.

Sin embargo, los niños de 11 años de edad, fueron más creativos, por ejemplo, sugirieron que un tercer ojo en la palma de la mano sería útil para ver al otro lado de las esquinas.

El pensamiento operativo formal también se ha probado experimentalmente empleando la tarea del péndulo (Inhelder & Piaget, 1958).

El método implicaba usar la longitud de un hilo y un conjunto de pesos. Los participantes tuvieron que considerar tres factores (variables) la longitud de la cuerda, el peso del objeto y la fuerza o impulso que se le imprime.

La tarea consistía en averiguar qué factor es más importante para determinar la velocidad de oscilación del péndulo.

Los participantes pueden manipular las diferentes variables, cambiar la longitud de la cuerda del péndulo, y aumentar o disminuir el peso.

Pueden medir la velocidad del péndulo contando el número de oscilaciones por minuto.

Para encontrar la respuesta correcta, los participantes tienen que comprender la idea básica del método experimental, es decir, cambiar una variable a la vez (por ejemplo, intentar diferentes longitudes con el mismo peso).

Si un participante intenta manipular diferentes longitudes con diferentes pesos es probable que llegue a la conclusión errónea.

Los niños que ya han alcanzado la etapa operacional formal resuelven la tarea de forma sistemática, probando una variable a la vez (como variar la longitud de la cuerda) para comprobar su efecto.

Sin embargo, los niños más pequeños que aún no han alcanzado este estadio, suelen manipular las variaciones al azar o cambiar dos variables simultáneamente.

Piaget concluyó que el enfoque sistemático indicaba que los niños pensaban lógicamente, en abstracto, y podían inferir las relaciones entre los objetos. Estas son las características del estadio de las operaciones formales.

Evaluación crítica a la etapa de las operaciones formales

Aquellos psicólogos que han replicado esta investigación, o han empleado problemas similares, generalmente han encontrado que los niños no pueden completar dicha tarea con éxito hasta que son algo mayores.

Robert Siegler (1979) le proporciono a algunos niños una tarea con una viga de equilibrio en que fueron colocadas unos discos en cada extremo del centro de equilibrio.

El investigador cambiaba el número de discos o los movía a lo largo de la viga, solicitando cada vez que el niño predijera hacia dónde iría el balance.

Siegler estudió las respuestas dadas por los niños a partir de los cinco años, concluyendo que su desarrollo cognitivo sigue la misma secuencia y por lo tanto reflejan las conclusiones a las que llego Piaget.

Al igual que Piaget, Siegler descubrió que con el tiempo los niños eran capaces de tener en cuenta la interacción entre el peso de los discos y la distancia desde el centro, y así predecir exitosamente el punto de equilibrio.

Sin embargo, esto no ocurrió hasta que los participantes tenían una edad entre 13 a 17 años.

Siegler al contrario que Piaget, concluyó que el desarrollo cognitivo de los niños se basa en la adquisición y el uso de reglas en situaciones cada vez más complejas, más que en etapas.

Referencias

Inhelder, B., & Piaget, J. (1958). Adolescent thinking.

Piaget, J. (1970). Science of education and the psychology of the child. Trans. D. Coltman.

Schaffer, H. R. (1988). Child Psychology: the future. In S. Chess & A. Thomas (eds), Annual Progress in Child Psychiatry and Child Development. NY: Brunner/Mazel.

Siegler, R. S. & Richards, D. (1979). Devlopment of time, speed and distance concepts. Developmental Psychology, 15, 288-298.

Contenido patrocinado