Avances en psicología

Las pruebas neuropsicológicas remotas en niños demostraron ser efectivas

Carlos Vergara Cano

Administrar evaluación neuropsicológica a niños en línea en la comodidad de sus propios hogares es factible y ofrece resultados comparables a las pruebas realizadas tradicionalmente en la atención presencial clínica, indica un nuevo estudio dirigido por investigadores de UT Southwestern y Children’s Health. El hallazgo, publicado en línea este mes en Archives of Clinical Neuropsychology, …

Administrar evaluación neuropsicológica a niños en línea en la comodidad de sus propios hogares es factible y ofrece resultados comparables a las pruebas realizadas tradicionalmente en la atención presencial clínica, indica un nuevo estudio dirigido por investigadores de UT Southwestern y Children's Health.

El hallazgo, publicado en línea este mes en Archives of Clinical Neuropsychology, podría ayudar a expandir el acceso a especialistas y reducir las barreras a la atención, particularmente a medida que crece la popularidad de la telemedicina durante la pandemia de COVID-19.

Los pacientes con una gran variedad de trastornos neurológicos requieren evaluaciones neuropsicológicas periódicas para monitorear la evolución de sus funciones cognitivas, habilidades académicas, memoria, atención y otras variables.

Por lo general, estas pruebas se realizan en ambientes clínicos, a menudo por especialistas en estos trastornos y de manera presencial.

Sin embargo, explica Lana Harder, Ph.D., ABPP, profesora asociada de psiquiatría y neurología en UTSW, muchos pacientes viajan cientos de kilometros para acceder a especialistas que requieren para su atención, un gasto e inconveniente importante que también puede causar fatiga y potencialmente influir en los resultados.

La investigación en adultos ha demostrado que estas evaluaciones se pueden realizar de manera eficaz, con el examinador y el paciente en diferentes salas.

Sin embargo, esas pruebas se realizaron en clínicas o laboratorios controlados en lugar de en los hogares de los pacientes, donde las distracciones y los fallos tecnológicos podrían confundir los resultados.

Además, ninguno de los estudios anteriores involucró a niños, una población que tiene sus propios desafíos únicos.

Para evaluar si las evaluaciones de teleneuropsicología podrían realizarse de manera efectiva con los niños en el hogar, Harder, junto con el Dr. Benjamin Greenberg, profesor de neurología y pediatría en UTSW y codirector con Harder del Programa Pediátrico CONQUER

Leer:  Trastornos específicos del aprendizaje, síntomas, causas, diagnóstico y tratamiento

Para ello reclutaron a 58 pacientes principalmente del Programa de Enfermedad Desmielinizante Pediátrica del Children's Medical Center Dallas.

Esta clínica trata a pacientes con trastornos autoinmunes neurológicos que se dirigen a la mielina, una capa aislante de las células nerviosas que es fundamental para su función.

Los trastornos incluyen mielitis transversa, esclerosis múltiple, encefalomielitis diseminada aguda, neuritis óptica y neuromielitis óptica. Los pacientes tenían edades comprendidas entre los 6 y los 20 años y viajaron hasta 3.2 kilometros para visitar la clínica.

Cada niño recibió la misma batería de neuropsicología de 90 minutos dos veces, una en casa y otra en la clínica, con una separación de aproximadamente 16 días. La mitad del grupo recibió primero la prueba casera; la otra mitad se sometió primero a la prueba clínica.

Para la prueba casera, los niños recibieron un paquete de materiales de prueba antes de la fecha de la prueba y, si no tenían una computadora o tableta en casa, tomaron prestada una tableta de la oficina de los investigadores con anticipación.

Para ambas pruebas, los padres u otros cuidadores abandonaron la habitación, lo que permitió que el paciente y el investigador interactuaran uno a uno.

El entorno hogareño presentaba desafíos únicos en comparación con la clínica, explica Greenberg: cualquier distracción, desde un perro ladrando hasta el timbre de la puerta, o fallas tecnológicas, como una mala conexión a Internet, podría invalidar los resultados.

Si bien las distracciones y los problemas tecnológicos ocurrieron de manera intermitente durante las sesiones remotas, estos fueron típicamente fugaces y generalmente no interfirieron con las sesiones de prueba.

Cuando los investigadores compararon los resultados obtenidos de las pruebas realizadas en el hogar y en la clínica, no se encontraron diferencias significativas.

Leer:  7 heridas emocionales de la infancia que persisten en la adultez y cómo superarlas

Pero no es suficiente para demostrar que las pruebas realizadas en el hogar son comparables a las de la clínica, señala Harder; los pacientes y sus cuidadores también deben estar dispuestos e interesados ​​en las pruebas remotas para que sea factible.

Con ese fin, los investigadores entregaron a cada paciente y sus cuidadores una encuesta para evaluar su nivel de satisfacción con la prueba basada en videoconferencia.

La gran mayoría (94 por ciento de los cuidadores y 90 por ciento de los participantes) respondió que estaban satisfechos con las pruebas realizadas en el hogar.

Si se les da la opción de elegir entre remoto o en persona, la mayoría no indica ninguna preferencia.

Las pruebas de teleneuropsicología aún deben evaluarse en un rango de edad más amplio y una variedad de condiciones y medidas antes de que se conviertan en un elemento básico en el campo, afirma Harder.

Pero tener una herramienta como esta como una opción eventualmente podría ayudar a los niños a evitar tener que viajar grandes distancias para acceder a especialistas o evitar la exposición de las consultas presenciales, una ventaja durante la era del COVID-19, agrega.

"Este modelo podría permitir que estos niños pequeños y, a menudo, médicamente frágiles, se queden en su lugar, pero aun así reciban la atención que necesitan", según Harder.

Fuente

Según información publicada por UT Southwestern Medical Center.

Carlos Vergara Cano

Psicólogo y Administrador en Servicios de Salud graduado en la Universidad de Antioquia, con experiencia en intervención individual y grupal con niños, adultos y familias. Experiencia en investigación cuantitativa, evaluación, diagnóstico e intervención psicológica con niños, adultos y familias. Intervención grupal con niños, adolescentes y padres de familia, Planeación y formulación de Políticas Públicas en Salud

Leer:  Los estados mentales de alto riesgo y su relación con los trastornos psicóticos

También te puede interesar

Una innovadora perspectiva del impacto de las habilidades interpersonales en la psicoterapia

Las habilidades interpersonales del terapeuta impactan en la efectividad de la psicoterapia mediante perfiles distintivos y habilidades clave.

Los desafíos de la educación personalizada en la era de la IA

Descubre cómo la combinación de aprendizaje autorregulado, actividades adaptables y tecnología permiten una educación personalizada exitosa.

¿Modelos de IA para diagnosticar el riesgo de adicción a los videojuegos?

Descubre cómo la inteligencia artificial y el aprendizaje automático pueden predecir con precisión el riesgo de trastorno de juego.

Más allá de los síntomas: subtipos de TDAH basados en perfiles neuropsicológicos

Un estudio identificó cuatro subtipos de TDAH basado en perfiles psicopatológicos y neuropsicológicos según el Research Domain Criteria

El riesgo del consumo de bebidas gaseosas en niños y el uso de alcohol

Un estudio analiza la relación entre el consumo de bebidas gaseosas con cafeína en niños y el riesgo de desarrollar trastornos por consumo de sustancias en el futuro.