422694 / Pixabay

Algunas personas pueden ir por la vida tratando de ocultar que se sienten deprimidos, sin embargo, algunas otras logran encubrir sus síntomas como verdaderos profesionales y poner en una “cara feliz” para la mayoría de la sociedad.

Las personas con depresión encubierta u oculta a menudo no quieren reconocer la gravedad de sus sentimientos depresivos.

Enlace Afiliado

Creen que si tan sólo siguen con su vida como si nada pasara, la depresión simplemente desaparecerá por sí sola. En algunos casos esto puede funcionar, sin embargo, para la mayoría de la gente, esta solución solo logra prolongar los sentimientos de tristeza y soledad.

Tratar de negar la realidad de este estado, ocultado los verdaderos sentimientos es la forma en que muchos fuimos educados, o en otras palabras, no hablar de nuestros sentimientos y no cargar a los otros con nuestros problemas.

Si un amigo o miembro de la familia está pasando por algo similar y está tratando de ocultar sus sentimientos de tristeza o depresión, estos signos pueden ayudarle a descubrir lo que en verdad esta tratando de encubrir:

  1. Cambios inusuales en los hábitos de sueño, comida o bebida.

Cuando alguien parece cambiar su forma habitual de dormir o comer de manera significativa, es a menudo una señal de que algo anda mal.

El sueño es la base tanto de una buena salud física como mental. Cuando una persona no puede conciliar el sueño o duerme durante demasiado tiempo todos los días, puede ser un indicativo de depresión.

Algunos otros recurren a la comida o el alcohol para tratar de sofocar sus sentimientos.

Comer en exceso puede ayudar a alguien que está deprimido a sentirse lleno, lo que a su vez le ayuda a sentirse emocionalmente menos vacío por dentro.

Así mismo consumir bebidas alcohólicas puede ser empleado para ahogar los sentimientos de tristeza y soledad que a menudo acompañan a la depresión.

En ocasiones lo contrario también es válido, perder todo el interés en la comida o la bebida, porque no se les encuentra ninguna gracia o ya no trae consigo ninguna alegría.

  1. Siempre tienen una falsa cara feliz y están llenos de excusas.

Todos conocemos a alguien que parece que estar tratando de parecer feliz, es una máscara de todos usamos de vez en cuando.

Pero en la mayoría de los casos, la máscara se agota a medida que estas con esa persona que la lleva, es por ello que alguien con depresión oculta trata de no pasar más tiempo del necesario con los demás.

Parece que siempre tienen una excusa rápida y lista para evadir el momento de compartir, ir a cenar, o simplemente verte.

Es difícil ver detrás de la máscara de la aparente felicidad que las personas con depresión oculta. A veces se puede echar un vistazo a un momento de honestidad, o cuando hay una pausa en la conversación.

  1. Hablar de temas filosóficos más de lo habitual

Cuando logras hablar con una persona con depresión enmascarada, es posible que la conversación gire en torno a temas filosóficos sobre los cuales no se suele hablar mucho.

Tales como el significado de la vida, pueden abordar temas como pensamientos ocasionales de querer hacerse daño a sí mismos o incluso pensamientos de muerte, también pueden hablar sobre la búsqueda de la felicidad o como cambiar su vida.

Este tipo de temas puede ser un  indicativo que una persona está luchando internamente con pensamientos oscuros de los cuales no se atreve a compartir abiertamente.

  1. Pueden pedir ayuda en algún momento para luego volver a callar

Quienes padecen de este mal pueden luchar ferozmente para mantener su condición oculta, sin embargo, en algún momento pueden darse por vencidos y revelar sus verdaderos sentimientos a alguien, inclusive pueden solicitar ayuda psicológica y acudir a la primera sesión.

Pero luego despiertan al día siguiente y se dan cuenta que han ido demasiado lejos en busca de ayuda para su condición, por lo cual estarían admitiendo que realmente están deprimidos.

Es un hecho que muchas personas con depresión tienen una lucha encubierta, sin embargo no permiten que nadie vea su debilidad y les ayude.

  1. Sienten las emociones más intensamente de lo normal

Alguien con depresión encubierta a menudo puede sentir las emociones con mayor intensidad que otras personas.

Un ejemplo de ello sería el estallar a llorar luego de ver una escena conmovedora en una película, o alguien que generalmente suele ser tranquilo repentinamente se torna muy enojado con otro conductor que le cerró el paso, o alguien que no suele manifestar su afecto repentinamente te está diciendo que te ama.

Y esto puede ser debido a que al mantener su estado depresivo oculto, otros sentimientos se filtran alrededor y salen a flote más fácilmente.

  1. Pueden ver las circunstancias de una forma menos optimista de lo habitual

Este fenómeno se le ha denominado como realismo depresivo, según indican algunas investigaciones al respecto.

Cuando una persona padece de depresión, puede tener una imagen más realista del mundo que le rodea y su impacto sobre el mismo, las personas que no están deprimidas por el contrario tienden a ser más optimistas y poseen expectativas que no están conectadas con la realidad de las circunstancias actuales.

En una investigación, las personas no deprimidas creyeron que tuvieron un mejor desempeño en tareas de laboratorio de lo que realmente era, en comparación con las personas con depresión (Moore & Fresco, 2012).

A veces es difícil de diferenciar este realismo depresivo, debido a la diferencia de actitud suele ser muy pequeña y no ser percibida como algo deprimente.

Por ejemplo, en lugar de decir, “¡Realmente creo que esta vez voy a conseguir ese ascenso!”, luego de cuatro intentos previos, pueden expresar lo siguiente: “Bueno, aquí estoy listo para lo del ascenso de nuevo, pero dudo que lo logre esta vez.

publicidad

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.